Astenia primaveral ¿Qué es y cómo cuidarnos?

publicado en: Blog | 0

La tan ansiada Primavera ha llegado,los árboles empiezan a despertar y a regalarnos sus colores en las flores. También hace poco hemos cambiado horarios, así que dormimos una hora menos. Además en varios lugares hay cambios abruptos de temperatura. Los días cada vez son más largos, hay más luz solar. A todo esto se tiene que ajustar nuestro cuerpo y su metabolismo.

No es raro que por estas épocas nos sintamos cansados, agotados o somnolientos al realizar nuestras actividades, donde tenemos que invertir mucha más energía que la habitual, (además hay un componente de estrés en el confinamiento por el COVID-19).

Los síntomas de esta estación son parte de lo que se conoce como la astenia primavera, que engloba diferentes sensaciones (somnolencia, irritabilidad, apatía y cansancio son las más comunes) producidas por los efectos del cambio de estacionalidad, que conlleva cambios bruscos de temperatura y de presión atmosférica, aumento de las horas de luz solar y modificación de horario y de rutinas.

“Todas estas alteraciones producen desajustes en los ciclos hormonales dirigidos por el hipotálamo, una glándula del cerebro que se encarga de regular la temperatura corporal, la sed, el apetito, el sueño y la vigilia entre otras cosas. Consigue controlar todos estos aspectos gracias a los neurotransmisores, los cuales pueden verse alterados durante las primeras semanas de adaptación a todos estos cambios primaverales. Por ejemplo, es común que tarde en regularse la hormona serotonina o “molécula de la felicidad”, que nos produce sensación de bienestar y nos ayuda a dormir mejor“ (INFOBAE, 2020)

Los expertos recomiendan una dieta saludable, ejercicio, tomar mucha agua, buen descanso, evitar estimulantes (alcohol, cafeína, azúcares, tabaco..) gestionar adecuadamente el estrés ya que éste no es buen amigo del sistema inmune.

Es importante tener en cuenta que la astenia primaveral tiene una duración de 1 o 2 semanas generalmente. Si los síntomas perduraran se recomienda realizar una visita médica y un chequeo para comprobar que no hubiera otro problema.

Busca cuáles son tus estrategias para combatir este cansancio estacional

¡y sentirte con energías renovadas!

Por: María Teresa González Osorio (Psicóloga & Coach sistémica)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *